DESTACADO
DESTACADO

Klaus – Película

Redacción - jueves 16 enero 2020 07:15 PM
El cartero (y juguetes que duran)

Una estupenda película de
animación de producción española, que tiene detrás al veterano
Sergio Pablos,
quien ha desempeñado diferentes tareas en títulos tan
importantes como los de la factoría Disney El
jorobado de Notre Dame, Hércules o Tarzán, además de aportar
el argumento de Gru. Mi villano
favorito. Aquí debuta en la dirección con una trama
original suya, que imagina cómo Santa Claus, o aquí, Klaus,
llegó a convertirse en la entrañable figura que trae regalos a
los niños con ocasión de la Navidad.

Todo comienza con el
indolente joven Jesper, que no se toma en serio su trabajo en
el servicio de correos, el negocio familiar que él debería
continuar. Harto de su frivolidad, su padre le destina a la
gélida población cercana al Polo Norte de Smeerensburg, donde
debe poner en marcha una oficina, que no abandonará hasta que
haya logrado tramitar 6.000 envíos. A regañadientes se traslada
ahí, y aquello resulta ser aún peor de lo que imaginaba, a las
bajas temperaturas y lo inhóspito del lugar, debe sumar la
división del pueblo en dos mitades, pues los clanes de los Krum
y los Ellingboe son enemigos desde tiempo inmemorial. De hecho,
la maestra del lugar, Alva, ha renunciado a su tarea de dar
clase a los niños y sobrevive… ¡vendiendo pescado! Jesper
intuye que no lo va a tener fácil para incentivar los envíos
postales, hasta que conoce a Klaus, un fabricante de juguetes
anciano y malhumorado, que vive solo en una cabaña del bosque.
El gesto altruista de entregar un juguete a un niño triste
iniciará una cadena de envíos que podría dar la vuelta a la
sombría atmósfera que siempre ha reinado en
Smeerensburg.

Klaus sorprende porque nunca
se convierte en el clásico título empalagoso, con individuo
gordo vestido de rojo vociferando “jo, jo, jo”, del que tanto
ha abusado el cine. La trama explica cómo algunos de los
elementos que se asocian al personaje acaban formando parte de
su imaginería, pero lo hace con ingenio, y armando una historia
sólida, donde juega un papel principal la “extraña pareja” que
forman el locuaz Jesper y el silencioso Klaus, quienes acaban
madurando y complementándose, o esa división del pueblo en
facciones irreconciliables. La idea de que una buena acción
puede echar a rodar, como si de una bola de nieve se tratara,
otras buenas acciones, funciona muy bien.

Además es simpático el diseño
de los personajes, muy estilizados, y hay algún secundario
encantador, sobre todo la niña lapona Márgu. También hay
acierto en los escenarios, que no buscan el realismo
desaforado, y que tienen algo de gótico, hacen pensar en los
títulos animados de Tim Burton, aunque evitando lo siniestro.
El film contiene buenas escenas de acción, y momentos
divertidos, que aseguran el entretenimiento de pequeños y
adultos.

fuente