DESTACADO
DESTACADO

2ª División B. El Tamaraceite se rebela contra las adversidades para ‘tumbar’ al Cádiz B

Jose Carlos Vega - lunes 30 noviembre 2020 02:11 PM

La UD Tamaraceite consiguió una épica victoria este pasado domingo frente al Cádiz B, en la disputa de la sexta jornada de liga del Grupo 4A de la categoría de bronce del fútbol nacional. Un triunfo que ubica a la escuadra grancanaria en la cuarta plaza de grupo. 

Al margen de asuntos clasificatorios el triunfo del conjunto de Chus Trujillo se podría calificar de épico. El filial gaditano, que se personó en el Juan Guedes como segundo clasificado, demostró ser el mejor equipo que ha pasado por el estadio grancanario en el presente curso. Un joven conjunto con sus líneas muy bien conjuntadas y con un fútbol muy vertical fraguado desde su retaguardia, con dos laterales muy ofensivos que obligaron a la zaga grancanaria a trabajar duro para abortar las embestidas gaditanas. 

El primer contratiempo para Chus Trujillo llegó al cuarto de hora con la lesión de Aythami Álvarez. El lateral grancanario sufrió un ‘pinchazo’ y tuvo que dejar su puesto a Alejandro, que por cierto cuajó una notable actuación. 

Así las cosas la primera mitad transcurrió con dominio alterno, si bien fue el conjunto visitante el que generó las ocasiones más claras para marcar, sobretodo por el carril diestro, por donde el lateral Javi Martín penetró con peligro en un par de ocasiones metiendo peligrosos balones al interior del área canaria.  Pero emergió la figura de Nauzet, sin duda el mejor de los locales sin menospreciar el gran trabajo defensivo de los grancanarios. El arquero estuvo providencial en dos ocasiones muy claras de los visitantes, con grandes intervenciones que evitaron que el balón acabase en el fondo de la portería. Por su parte, en los primeros cuarenta y cinco minutos el Támara también llegó con peligro a los dominios de Flere, teniendo Asdrúbal la ocasión más clara tras un centro de Jordan al segundo palo, pero el remate del delantero local se fue alto. 

El objetivo del filial gaditano era claro, tratar de que el rival no tuviese la pelota. En tal sentido, el marcaje sobre David González era constante, aunque el veterano futbolista grancanario cumplió a buen nivel en su labor de ‘motor’ del ataque local.

Tras el descanso el Támara salió más ‘enchufado’, generando hasta dos buenas oportunidades en los primeros minutos. Así, tras un buen servicio al interior del área, Asdrúbal pudo marcar, pero su disparo se marchó ligeramente alto. Y apenas dos minutos después, tras un centro de Alexis Ramos al interior del área, el testarazo del propio Asdrúbal acabó en las manos de Flere. 

Con el paso de los minutos el encuentro volvió a igualarse. La escuadra gaditana comenzó a llevar peligro al área de Nauzet, en parte por el carril izquierdo, por dónde esta vez el otro lateral, Baró, se prodigó mucho en ataque. Sin embargo, la solidez de la zaga canaria frenó los ataques cadistas. Hasta que con el partido más o menos igualado llegó el segundo contratiempo local, la expulsión de David González por doble cartulina amarilla a falta de unos veinte minutos para acabar el choque. 

Con este panorama el Támara afrontó un sufrido tramo final de partido. El técnico visitante Juanma Pavón buscó frescura en el ataque con jugadores de refresco, buscando el gol del triunfo. Y así comenzó el aluvión de llegadas de peligro al área local, pero unas veces la zaga grancanaria, otras la falta de puntería y otras la enormes intervenciones del arquero canario mantuvo el portal a cero en esa última fase del choque. 

Los más de doscientos espectadores que presenciaban el, partido ansiaban llegar al final cuanto menos con el empate, considerado mal menor dadas las circunstancias del encuentro. Pero el Támara no estaba muerto; por entonces Chus ya había refrescado a su equipo con los restantes cambios, reforzando el centro del campo y el ataque con la entrada de Juan Andrés, Aníbal, Carlos Cid y Quintero, buscando por un lado ‘dormir’ el partido y por otro tratar de ‘cazar’ alguna contra para sorprender a un rival que una y otra vez insistía arriba buscando el gol de la victoria. 

Así, tras alguna intentona fallida por parte local, en el tiempo de prolongación la zaga local abortó el último ataque gaditano y montó un contragolpe en el que Samuel Cassais sirvió al frontal y Carlos Cid rescató el esférico; el futbolista cedido por la UD Las Palmas encaró a la zaga en la frontal y tras ingresar en el área metió un buen pase al segundo palo para que Quintero rematase al fondo de la portería de Flere, justo antes de que el colegiado decretase el final del encuentro con la exultante alegría de la parroquia canaria. 

A la finalización del partido hablamos con los entrenadores. Así, entre otras cosas, el técnico visitante Juanma Pavón alabó el trabajo de sus chicos, argumentando que ‘el balón hoy no quiso entrar, reconociendo también el buen trabajo del conjunto local. Por su parte, tras reconocer que el filial cadista ‘ha sido el mejor equipo que ha pasado por el Juan Guedes en esta temporada, Chus Trujillo manifestó entre otras cosas que ‘la suerte que nos faltó en Algeciras la semana pasada la hemos tenido hoy’. 

En otro orden de cosas, en cuanto a la ficha del partido, el Tamaraceite montó con Nauzet, Aythami Álvarez (Alejandro, 15′), Jordan, Alberto, David García, Samuel Cassais, David González, Julio Báez (Juan Andrés, 73′), Alexis Ramos (Carlos Cid, 58′), Asdrúbal (Quintero, 58′) y Eros (Aníbal, 73′).  Por su parte el filial gaditano alineó a Flere, Baró, Saturday, Lautaro, Javi Martín, Jordi Tur (Cristian Martínez, 83′), Duarte, Peter (Mamady, 74′), Javi Pérez, Boselli (Kensly, 74′) y Chapela (Vázquez, 83′). Dirigió la contienda el colegiado vasco Gorja Etayo Herrera, que expulsó al jugador local David González (76′) por doble amarilla y también amonestó al jugador visitante Lautaro y al local Julio Báez.  


Jose Carlos Vega